banner blog

Valor agregado: Ejemplos para tu negocio

Valor agregado: Ejemplos para tu negocio

El valor agregado del producto se resume a ese pequeño, pero poderoso plus (+) que aumenta el valor comercial que está  dentro de la percepción de cada cliente. 

Claramente indica, que una marca puede tener éxito o fracaso debido al valor comercial que proyecte en sus productos o servicios. El valor agregado no solo va dirigido hacia el consumidor, sino a la marca misma en sí.

  • No entiendo, ¿Esto qué quiere decir?

Bueno, ahora mismo en el mundo existe una gran competencia entre marcas por la captación de consumidores. Sobre todo, cuando se trata de aquellas que no solo se consolidan como negocios físicos sino virtuales. Además, de sus estrategias para vender por medio de diferentes canales de comunicación.

Por lo tanto, toma la delantera la marca que logre diferenciar su producto o servicio del resto de empresas que ofrecen lo mismo, pero sin ese pequeño plus (+) que hace única a la marca.

Aunque suene cliché: “Los pequeños detalles hacen la diferencia”, y no se necesita ser un mercadólogo para saberlo. Lo sabemos, porque por algún detalle nos gustan las cosas que disfrutamos, ya sea un detalle especial, un detalle funcional, un detalle novedoso, en fin. Depende mucho de la percepción que tenemos.

Sin duda, el valor agregado del producto que ofreces como marca refiere también a estar un paso adelante a las necesidades que el cliente no espera cubrir del todo. Y esta es la mejor parte, cuando el cliente entra a tu negocio y se entera de que hay otra cosa que ofreces fuera de lo regular.

Una empresa que no consolide valores en sus productos o servicios tendrá dificultades en su crecimiento como negocio, y por ende se verán afectadas sus ventas.

¿Cómo usan las empresas el valor agregado del producto?

Desafortunadamente no existe una forma metodológica o un paso a paso de como aplicar el valor agregado en un producto. Cada marca busca ser original en cuanto a esta estrategia, por lo que pueden ofrecer distintos tipos, ya sea en:

  • La atención al cliente.
  • Características extra del producto o servicio.
  • Servicios adicionales sin costo alguno.
  • Funcionalidad que responde a una problemática o necesidad.

Estas son solo algunas de las incontables maneras que existen para ofrecer y aplicar el valor agregado del producto o servicio que ofrezcas.

Tipos de valor agregado

Hay que tener en cuenta que el valor agregado puede aplicarse desde lo más común hasta la manera más original (que es lo ideal). Como lo mencionamos antes, esto solo busca dar un plus al servicio que ofreces.

Servicio Postventa

Este es un clásico que no pasa de moda, porque comprende bien al cliente, no solo demuestra una manera simple de vender, sino de ayudar al consumidor. Fidelizas más a un cliente cuando te enfocas en ayudarlo y no en venderle.

Una marca que aplique un buen servicio postventa es aquella que se preocupa por la experiencia que el cliente tenga con su producto o servicio, tiempo después de haber realizado la compra. 

Servicio al cliente

Aquí juega mucho el papel de cómo te comunicas con el cliente y cómo él se comunica contigo. Es muy importante y sobre todo, en este momento de auge digital que puedas:

  1. Ofrecer múltiples canales de comunicación (Lee acerca del marketing omnicanal donde aprenderás más sobre estos canales).
  2. Destinar un canal principal para la demanda masiva que obtengas por parte de tus consumidores.
  3. Sea cual sea el canal de comunicación que elijas, tu prioridad debe ser dar respuesta inmediata. Para ello lo más conveniente es estudiar previamente el canal de contacto que te permitirá mantener una conversación en vivo y fluida.

Empaque o presentación

Actualmente se considera que las personas identifican la calidad y el valor de un producto o servicio, a través del empaque o la presentación que estos tengan.

Y es muy lógico, en la posición de cliente si hay algo que hacemos muy bien, es preocuparnos por el producto que queremos comprar.

Hacemos comparaciones de productos, verificamos que “tan bien” se ve, que tanta seguridad y confianza nos transmite, y lo más importante:

¿Cuál es su precio?

Podemos determinar incluso si el producto o servicio nos saldría económico o no, por como es su presentación. El empaque es el primer contacto que tienes con los consumidores, por lo tanto debes optimizar muy bien la idea que quieres proyectar en él.

Servicio de Delivery y sistema de pagos

Para el valor agregado lo más importante son los clientes, y puedes incluir distintos tipos de valor para cada tipo de cliente. 

Por lo que un servicio de entregas a domicilio es una de las mejores maneras para cautivar a ese cliente que no acude a tu tienda física. El servicio de entrega permite que los consumidores te sigan comprando. 

Además, para mayor satisfacción y comodidad el implementar un sistema donde involucre múltiples métodos de pagos, hará que el proceso de compra sea sencillo. 

Souvenir o promociones

Pocas veces se conoce un negocio por obsequiar pequeños detalles en sus bolsas de compras, pero sin duda esto genera lealtad en los consumidores.

A diferencia de las promociones, que sin duda las encontramos en distintos negocios siempre, ya sea por alguna fecha en especial o liquidación de mercancía. Ambas opciones son perfectas para atraer personas y convertirlas en clientes.

Como ves, estos son pilares estratégicos que puedes utilizar en el producto o servicio de tu marca comercial. También existen otros componentes que son importantes al momento de aplicar el valor agregado, porque te permite diferenciarte a un más de otros competidores. 

El mercado es un entorno altamente competitivo y si no estás al frente, alguien más lo estará por ti.

4 Factores para complementar

Precio

Aunque no parezca la mejor opción, la comparación de precios es uno de los primeros hábitos que determinan los clientes a la hora de comprar.

¿Por qué? 

Porque según sea la percepción del consumidor, sumándole la calidad y valor que el producto proyecte en su imagen de presentación, el cliente optará por el precio más coherente. 

¡NO TODOS BUSCAN PRECIOS BAJOS! Es necesario entender que una estrategia en el precio no solo se trata de bajarlos, ¡NO! Esto es contraproducente si no es estudiado previamente.

Por otro lado puedes mantener un precio alto, pero este debe ser justificado con todos los recursos que tengas para incorporar el valor agregado del producto.

Personalización

Muchos se encuentran en la búsqueda de personalizar sus productos, ya no es rentable hablar a las masas. Ahora, lo que se busca en la actualidad es optimizar todos los recursos e idear un plan de marketing. El objetivo es lograr que cada cliente se sienta reconocido por parte de la empresa.

Starbucks por ejemplo, trabaja una personalización en sus productos, lo vemos en los envases con un mensaje positivo para el cliente que se encuentra comprando en ese momento.

Miles de usuarios consumen sus productos, por lo que son miles de mensajes personalizados para cada uno de ellos. Sin duda, fue y es su mejor estrategia en cuanto al tema de valor agregado.

Experiencia de compra

Este es un servicio que se entiende poco por parte de algunas marcas, debido a que la experiencia de compra es vital. Lo que significa, que se necesita un proceso de venta específico.

Nos referimos a la interacción en vivo con los clientes que tienen un motivo de compra. Lo único que espera el cliente es la garantía de disfrutar dicha compra, es un momento clave para garantizar la entrada de una venta.

Por lo que te aconsejo que hagas ese momento memorable para el cliente. Muchas veces sucede que al entrar a una tienda el mismo cliente “paga y se da el vuelto”, no hay un interés más allá que el hecho de cobrar.

Hay empresas que usan cierto tipo de música y  aromas en el local, con un estilo particular. A nivel digital, se opta más por definir un estilo que sea lo suficientemente atractivo, según el tipo de contenido que se ofrece.

Modo de consumo

Conocer la manera en la que hoy las personas consumen los productos o servicios es una forma de mantenerse en competencia con las demás empresas.

Un ejemplo para esto es la empresa Uber, que se ha adaptado a las nuevas tecnologías. Ahora, ya no será necesario llamar para pedir un taxi, o tomar un taxi en la acera de algún lugar (que por cierto suele tener sus riesgos).

A través de la app puedes ubicar el perfil del taxista que prestará el servicio. También, podrás ver su calificación por parte de otros clientes y la trayectoria que tiene dentro de la app. 

Ante esta iniciativa han surgido nuevas marcas que se adaptan a esta modalidad de consumo. Marcas como Ridery y hasta hace poco Yummy, que lanza una app llamada Yummy Rides, iniciando en el rubro de servicio de viajes.

Cada empresa busca añadir valor a su producto, pero también comprende que no todo el mundo será un cliente. Así que no te preocupes por agradarles a todos, analiza qué tipo de cliente te necesita y ofrece una solución.
Si quieres aplicar el valor agregado del producto de tu empresa apuesta por el cambio, y migra a la gestión de Medios Digitales. Consulta con expertos en atendemos.online

¿Tiene alguna pregunta o comentario?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.